Se agregó correctamente a su carrito.

Correr está de moda, y nos alegramos. Todo lo que sea hacer ejercicio y moverse, será bueno para nuestra salud y bienestar. Sin embargo, seguramente muchas no sean conscientes del fuerte impacto que este deporte ejerce sobre nuestro suelo pélvico. Así que si practicas el running o haces cualquier ejercicio de impacto, este artículo te interesa. Te explicamos por qué es importante hacer hipopresivos. ¡Ah! Y no sólo para mujeres, también para hombres.

El running es un deporte de alto impacto. En un estudio llevado a cabo por Kari Bø(1), una fisioterapeuta noruega especialista y referente mundial en el campo del periné femenino, se cuantificó cuál era la fuerza de reacción máxima del suelo contra nuestro organismo en deportes de alto impacto. Se observó que el cuerpo recibe una fuerza de reacción al impactar contra el suelo de varias veces nuestro peso corporal, llegando a ser entre 3 y 4 veces nuestro peso durante la carrera. La esfera lumbopelvica es la encargada de amortiguar estas presiones, para que su dirección no sea descendente e impacte directamente sobre nuestro suelo pélvico, ya que esto puede modificar la estática pélvica y llegar a prolapsar vísceras y generar disfunciones como incontinencia urinaria.

Hasta 4 veces nuestro peso corporal en cada impacto es mucha carga de trabajo para el suelo pélvico, por lo que puede llegar a fatigarse y no ser capaz de amortiguar las presiones al impacto. En este caso la vejiga, junto a las demás vísceras pélvicas, descenderían y el mecanismo de continencia no seria eficaz.

Por ello, es recomendable combinar la carrera con técnicas hipopresivas. Los hipopresivos son un entrenamiento postural y respiratorio. Se trabaja la postura y  la faja abdominal sin ejercer presiones abdominales, por lo que conseguimos tonificar el suelo pélvico y volverlo resistente a la dinámica del día a día, además de flexible, evitando así disfunciones como incontinencia y prolapsos. Cuando hacemos hipopresivos, hacemos una apnea respiratoria y activamos la musculatura profunda del abdomen: se produce una contracción refleja (involuntaria) del suelo pélvico. Esto tonifica la musculatura perineal, aumentando su funcionalidad, le devolvemos la normalidad a la estática pélvica y generamos una integración de ese reflejo de contracción del suelo pélvico en nuestras actividades de la vida diaria.

Suelen asociarse los hipopresivos a mujeres en recuperación postparto, pero las técnicas hipopresivas están indicadas para cualquier persona, hombre o mujer, que desee trabajar su ergonomía y prevenir lesiones asociadas a deportes de impacto, como el running. Además, resaltamos dentro de los beneficios de los hipopresivos, que dinamizan nuestro movimiento al eliminar restricciones fasciales y mejoran la resistencia cardiorrespiratoria(2), beneficios que nos ayudarán de manera directa a nuestra técnica de carrera.

 

Elisa García, directora de Formación de MAMIfit

 

(1)Bø K. Urinary incontinence, pelvic floor dysfunction, exercise and sport. Sports Med 2004;34(7):451-464.

(2) Caufriez M, Fernández JC, Fanzel R, Snoeck T. Efectos de un programa de entrenamiento estructurado de Gimnasia Abdominal Hipopresiva sobre la estática vertebral cervical y dorsolumbar. Fisioterapia 2006 August 2006;28(4):205-216.

 

Deja una respuesta